jueves, 28 de septiembre de 2017

Catalunya, la izquierda y Boaventura de Sousa Santos

Escribir sobre lo que está ocurriendo en Catalunya resulta difícil. La demagogia se ha instalado y mucha gente, producto del bombardeo de la mayor parte de los medios de comunicación que actúan en el estado español, repiten sin cesar lo del referéndum ilegal, lo de contrariar la Constitución, lo de las garantías... Poco raciocinio y mucha adrenalina, que encubre una idea lejana en el tiempo acerca de una visión de España centralista basada en la visión castellana y alejada de otras realidades. En el seno de la izquierda, sobre todo la no catalana, se alude al manido recurso de derecho a decidir, pero no en estas condiciones. Ignora que en Catalunya se está librando una batalla política que afecta en gran medida al conjunto del estado. Y que posicionarse ante ella supone hacerlo para defender el actual estado de casos o para abrir un camino diferente, que en todo caso sería más democrático. Hoy Público nos brinda un artículo excelente de Boaventura de Sousa Santos, un conocido sociólogo portugués, quien con el título "La izquierda y Catalunya" pone mucho de su sabiduría a la hora de analizar y valorar lo que está ocurriendo en la Península Ibérica. Leedlo, por favor. 

¿Existe algún nexo entre la extrema derecha europea y el anticatalanismo?

Las dos economías más potentes de Europa, Alemania y Francia, tienen una nada desdeñable parte de la población inclinada hacia la extrema derecha. Si hace unos meses el Frente Nacional llegó al 14% en las elecciones legislativas y su candidata logró llegar al ballotage en las presidenciales, el domingo pasado la Alternativa por Alemania rozó el 13%, situándose como tercer partido y, quizás como más reseñable, entrando por primera vez en el parlamento federal desde 1955. También en el Reino Unido la extrema derecha tiene una presencia importante, aun cuando en las últimas elecciones se desinfló, a lo que no es ajeno el sistema electoral. El mapa que se adjunta permite ver la relevancia que esa opción política tiene actualmente en los distintos países europeos. En Suiza, como fuerza más votada. En Austria, Dinamarca, Finlandia o los Países Bajos, como segunda. En otros, como Hungría y Suecia, como tercera.

Una amalgama de grupos, diversos entre sí, pero con elementos comunes, tales como la xenofobia, sobre todo de tinte islamófobo; un nacionalismo exacerbado que le lleva a rechazar o, al menos, distanciarse de la UE; un grado elevado de homofobia; el anticomunismo permanente...

En su afán por expandirse han encontrado apoyo en amplios sectores de la población que, de distinta manera, se sienten castigados por la situación de crisis y desmantelamiento del estado de bienestar. Han conseguido atraer en mayor medida a sectores vinculados a la vieja pequeña burguesía de propietarios rurales y urbanos, tradicionalmente conservadora, y sectores de la clase obrera que en situación de paro o precariedad se muestran contrariados por la aplicación de medidas neoliberales.

Su cercanía a otros sectores populares, pero de orígenes y culturas distintas, ha sido un aliciente para que éstos sean vistos como rivales, cuando no enemigos, marcándolos como responsables de su situación. Las comunidades de origen turco, magrebí, subsahariana, etc., o la llegada masiva de personas refugiadas procedentes de Asia, en ambos casos de mayoría de religión islámica, aparecen como objeto principal de confrontación. Un enemigo interno, con relaciones con el exterior, del que, de momento, se manifiesta que hay que alejar o expulsar. Un perfecto chivo expiatorio que reporta réditos electorales a los grupos de extrema derecha y que, en última instancia, aleja a la comprensión de la verdadera dimensión de los problemas existentes.

¿Y qué ocurre en los dos países ibéricos, esto es, España y Portugal? Sorprende la ausencia o escasa relevancia de grupos relevantes de ese naturaleza. Conozco poco el caso de Portugal, pero sugiero que la presencia de población no europea podría relacionarse con lo que fueron las antiguas colonias africanas. Un nexo que viene de lejos y que facilitaría la convivencia e incluso integración. Tampoco debemos olvidar la presencia en algunos países europeos de población portuguesa, lo que ayudaría a comprender mejor la realidad de las migraciones.

De España sorprende el escaso sentimiento de rechazo hacia la población inmigrante que no sea europeo-occidental. Variada en sus orígenes (latinoamericana, europeo-oriental, magrebí, subsahariana, china...), apenas se han dado episodios de rechazo extremo. Ha habido conatos hace años en algunas zonas de Andalucía y en Cataluña llegó a aflorar un partido xenófobo que se declaraba a la vez catalán y español. 

¿Cómo puede explicarse, en todo caso, esta situación y la ausencia de hecho de un partido de extrema derecha? Se ha aludido muchas veces que el PP es el partido que cubre ese flanco. Como partido "atrapalotodo" ha sido capaz de aunar a un conjunto de tendencias que tiene como elementos comunes el conservadurismo en lo social y el neoliberalismo en lo económico. Me pregunto si en España, desde los poderes que hunden sus raíces en varios siglos, el enemigo interno que mejores réditos electorales está dando en los últimos años se encuentra en Cataluña. Y más concretamente, en los sectores políticos que defienden la soberanía de ese territorio y, en mayor medida, quienes, haciendo uso del derecho a decidir, defienden la independencia. 

Estamos en un escenario donde lo catalán, visto deformadamente, se muestra como paradigma de egoísmo, orgullo, privilegio, insolidaridad... Unas gentes, dotadas de una cultura milenaria, a la que se les asigna ese estigma. A las que incluso se les niega que puedan expresarse como son, pero a las que se les obliga a ser parte de un marco más amplio. Eso explica expresiones como la de "españolizarlos", la idea de que imponen la lengua catalana a la fuerza... El anticatalanismo, como leiv motiv. Como no se les puede expulsar, acaban denigradas. Y si se considera que se pasan, se les lanza toda la fuerza que sea posible para aplacarlas.     

Retos de cara al futuro.

miércoles, 27 de septiembre de 2017

Catalunya: la cosa se encamina... ¿a qué?

Mientras el gobierno acantona fuerzas policiales en Catalunya, incluido un crucero con su decoración de dibujos animados, la fiscalía da órdenes para que actúen las fuerzas policiales, algún juez deja su impronta de prohibiciones, determinados cargos públicos niegan locales para celebrar actos políticos que se relacionan con el derecho a decidir o la mayoría de los medios de comunicación arrecia en su monotema a través de sus noticiarios y profesionales de las tertulias, los últimos días han empezado a desatarse algunos sectores de la población. El domingo, en Zaragoza, cercando el lugar donde se reunían en asamblea representantes de grupos políticos que trataban de encontrar una solución negociada a la actual situación. Ayer, en varias ciudades (Córdoba, Santander Murcia, Huelva...), despidiendo con abundancia de banderas rojigualdas a los destacamentos policiales que se envían a Catalunya y, en algún caso, como en Huelva, con el grito futbolero de "A por ellos, oé". En fin, se vuelve a repetir el deseo de 1637, la realidad de 1714, la de 1939... Todo parece que se encamina... ¿a qué? 

domingo, 24 de septiembre de 2017

Un libro de Angela Davis, luchadora constante e infatigable

Angela Davis es una leyenda de la lucha social y política. Comunista y feminista, ha mantenido a lo largo de su vida una coherencia a prueba de fuego. Nació en una de las ciudades del sur profundo de EEUU, Birmingham (Alabama), donde el racismo del Ku Klux Klan durante su niñez y juventud campaba a sus anchas, perpetuando la dominación blanca heredera de los siglos de la esclavitud, pero también donde la población afroamericana se resistía para mantener la dignidad humana que nunca olvidaron perder. 

Protagonista, como tantos millones, de las luchas habidas en los años sesenta en favor de los derechos civiles de la población afroamericana, contra la guerra de Vietnam o por la liberación de las mujeres, acabó militando en el Partido Comunista de EEUU e incluso, durante un tiempo, en el Partido Pantera Negra. Y fue precisamente su relación con éste grupo lo que la llevó a ser detenida y acusada de asesinato a principios de lo setenta, siendo acusada como una de las personas más peligrosas de su país. Después de un tiempo en la cárcel, fue absuelta por un tribunal de justicia, pudiendo regresar a las aulas universitarias, donde ha estado impartiendo clases hasta su jubilación. 

He leído estos días un libro suyo, La libertad es una batalla constante (Txlaparta, 2017), recopilatorio de tres entrevistas, seis discursos y un artículo. Y resulta interesante por muchas cosas. De entrada, porque deja constancia de lo que al principio destaqué, esto es, su persistencia en la lucha. También, por su rigor, dejando al lado cualquier atisbo de simplicidad o demagogia en lo que defiende. Y por supuesto, por su lucidez, con una voluntad por aportar cosas nuevas. 

Davis, además de activista, es una intelectual. Ha teorizado permanentemente en torno a las causas que ha defendido para la dar una dimensión que las ayude a fortalecerse. Es consciente que las luchas han de ser colectivas si se quiere que tengan éxito. Huye de los mitos individuales, por más que reconozca la importancia de determinadas personas (Mahatma Gandhi, Martin Luther King, Nelson Mandela...) o que reivindique otras menos o nada conocidas (Jo Ann Robinson, Asata Shakur...). 

A ella se le debe una contribución destacada a un concepto relativamente nuevo, el de interseccionalidad, desde el cual ha intentado dotar de un marco explicativo al carácter de diversidad e interrelación existente en las luchas y los movimientos emancipatorios, y su combate contra el racismo, el sexismo o el imperialismo. Su libro Mujeres, raza y clase (Aka, 2005) le da cuerpo, abriendo un método que ayuda a entender la complejidad de la realidad. 

Defensora de causas muy diversas, apela en su libro constantemente a la memoria (movimientos antiesclavistas o por los derechos civiles de EEUU, Panteras negras, lucha contra el apartheid...) o a lo presente (Palestina, Turquía...). Una de las cosas a las que más se refiere es sobre su posicionamiento contra el complejo carcelario (2,5 millones de personas en las prisiones de EEUU) y el negocio de la seguridad: compañías privadas que se enriquecen a base de vigilar cárceles, explotar la mano de obra reclusa, vigilar muros que separan países, construirlos... Denuncia, así mismo, la relación de estas compañías con el modelo desarrollado por el estado de Israel sobre la población palestina. Resalta el carácter racista, sexista y heteropatriarcal de la represión que sufren en EEUU las minorías indígena, afroamericana, latinoamericana e incluso, más recientemente, islámica. No se olvida de los sucesos que durante los últimos años están poniendo de relieve el racismo tan arraigado en EEUU, como los asesinatos policiales contra personas afroamericanas (Trayvon Martin, en Florida; Michael Brown, en Ferguson...) y la complicidad de la administración de justicia en el no procesamiento o la absolución de sus responsables.

El libro acaba con unas palabras que pronunció en 2015 en Turquía, al calor del movimiento de la plaza Tahrir de Estambul: "Tenemos que estar dispuestos a levantarnos y a decir que no desde la unidad de nuestros espíritus, con nuestra inteligencia colectiva y con la multitud de nuestro cuerpos".   

viernes, 22 de septiembre de 2017

Catalunya: tarde o temprano ocurrirá

Hay quienes no se han enterado de nada: que lo que está ocurriendo en Catalunya resulta irreversible. Y lo digo claro: hacia la independencia. Tarde o temprano ocurrirá. Que la actitud del PP ha sido el permanente detonante, no cabe la menor duda. Que la actitud de Ciudadanos ha sido la de fortalecer el flanco débil del PP, no cabe la menor duda. Que la actitud del PSOE no ha dejado de ser, como escribí el otro día, la del mamporrero del PP, no cabe la menor duda. Que la respuesta de los grupos de izquierda que actúan en el ámbito estatal diciendo que "sí, pero no" ha demostrado que entienden poco o nada sobre lo que está ocurriendo, tampoco cabe la menor duda. ¿Acaso volveremos a lo ocurrido en 1714? ¿O en enero de 1939? Lo dudo, pero no es imposible. Sólo que de serlo -repito, lo dudo- dejaría las cosas más claras de  lo que ya son. Nunca se entendió bien por mucha gente fuera de Catalunya lo que en Catalunya mayoritariamente se desea: votar, sólo votar, que no mata. Más que nunca han encontrado la oportunidad de conseguir la independencia quienes así lo desean. Tienen derecho a ello, por supuesto. Pero hasta hace diez años no era tanta gente como para crear la ilusión de que pudiera ser realidad. Han ido creciendo y son más. Y seguirán aumentando. Por lo que dejan de contribuir quienes, muy a su pesar, hacen todo lo posible para evitar reconocer lo que en Catalunya son y quieren hacer -votar, sólo votar, que no mata. Porque desde las edades más jóvenes el deseo resulta más abrumador. El futuro lo tienen abierto. No paran de empujarlo. Y es que lo que ayer sólo era el deseo de votar -sólo votar, que no mata-, hoy se está convirtiendo en la realidad de un nuevo estado. Sólo falta ver cuándo ocurrirá. Y espero que el parto sea sin dolor.  

Lo que vamos sabiendo de la represión habida en Zahara de los Atunes tras el golpe militar de 1936

Ayer estuve en Zahara impartiendo, junto a Abel Estudillo, una conferencia que tuvo como título "La represión en Zahara de los Atunes y Barbate tras el golpe militar de 1936". Teniendo en cuenta la localidad donde tuvo lugar el acto, hubimos de hacer un esfuerzo para poder encontrar información suficiente, dada la precariedad de la existente. A lo largo de los últimos años Abel y yo hemos estado buscando en distintos ámbitos, como archivos (Vejer, Barbate, Salamanca...), publicaciones, entrevistas y otros, con el fin de recoger lo relacionado con el municipio de Barbate, al que pertenece Zahara. Y la verdad es que lo que aparece sobre esta última localidad, tanto en el archivo de Vejer, municipio al que pertenecieron ambas hasta 1938, como en el de Barbate no resulta mucho. Aun con ello, ayer hicimos un esfuerzo para ofrecer a las personas que asistieron algo que tuviera interés.

Lo que desarrollamos a lo largo de una hora y media lo enmarcamos, de entrada, dentro del contexto más amplio de lo ocurrido en España durante esos años. Luego fuimos aportando aquello que permite conocer en la medida de lo posible cómo afectó la represión ejercida por la autoridades del bando sublevado y el régimen fascista que le sucedió en un espacio más reducido, situado en los municipios de Vejer (hasta 1938, donde se encontraban Barbate y Zahara) y de Barbate (desde 1938). De esa manera, en tercer lugar, fueron apareciendo nombres y situaciones relacionadas con Zahara, que, aunque de escasa cuantía, sí permitieron que nos aproximáramos a lo que ocurrió. Siempre, por supuesto, a la espera de que se pueda seguir recogiendo más información con el fin último de que podamos saber más sobre lo ocurrido.


¿Qué salió de Zahara, pues? Salieron algunos personajes, como Juan Varo Valdés, un barbero nacido en Vejer y afincado desde los años 20 en Zahara, que fue concejal y alcalde pedáneo en la gestora formada en el periodo de gobierno del Frente Popular, destituido de su cargo tras el golpe, integrante en 1937 y 1938 de la comisión pro-independencia de Barbate y Zahara, y finalmente alcalde pedáneo desde 1938 en plena dictadura franquista. Un caso más, como también los hubo en el mismo Barbate, de quienes acabaron integrándose en el régimen.


O Manuel Abel Romero, un maestro nacido en Bonanza (Sanlúcar de Barrameda), que estaba destinado en Zahara y que, según Abel Estudillo posiblemente fuera socialista; que fue asesinado en los primeros momentos del golpe, estando desaparecido, como le ocurrió, al menos, a otros diez vecinos más de lo que hoy es el municipio de Barbate; que lejos de quedarse ahí, en 1940 fue separado del cuerpo de magisterio por una comisión depuradora, lo que supuso la pérdida del derecho a recibir una pensión por parte de su viuda; y que incluso en 1942 volvió a ser juzgado post mortem por un tribunal de responsabilidades políticas.


O Manuel Callado Sánchez, conocido con el sobrenombre de "Pífano", marinero que se encontraba como muchos otros en el caladero marroquí en el momento del golpe; que pasó, también como bastantes más, en su caso en otoño de 1936, a Málaga, desde donde recorrió buena parte de la geografía española, combatiendo en varios frentes; que enero de 1939 tuvo que cruzar herido la frontera hacia Francia, estando internado en los campos de Argeles Sur Mer y Gurs hasta mayo de 1940; que con el inicio de la invasión alemana de Francia, en mayo de 1940, se enroló en la zona de Nantes en las fuerzas auxiliares del ejército británico, con quien trabajó hasta su detención por el ejército alemán en junio; que de inmediato fue enviado a España, pudiendo así, según su testimonio, salvarse de haber ido a un campo de concentración nazi; que fue integrado a la fuerza en batallones militares de castigo, pasando por varios lugares, especialmente en el extremo sur de Cádiz, donde estuvo trabajando en la construcción de caminos y búnkeres, y en canteras entre 1940 y 1941; que finalizado su servicio militar, ya en 1942, acabó recalando en Barbate, para seguir trabajando en los años siguientes como marinero... 
Todas estas cosas, bastantes e interesantes, las conocemos gracias a las Memorias que él mismo fue dictando hace bastantes años, a principios de los 80, o a la información que aportó un familiar a Abel Estudillo. 


Menos sabemos de Francisco Chico Pérez, marinero que fue juzgado en 1941 por un tribunal militar dentro de la Ley de Responsabilidades Políticas, siendo absuelto, y que acabó instalando su residencia en Barbate. 


En el Archivo Municipal de Vejer hay un documento de la alcaldía pedánea de Zahara fechado en noviembre de 1936, firmado por José García y enviado a la alcaldía de Vejer donde se menciona a cinco personas; cuatro de ellas, mujeres: María Ruiz Martínez, Sebastiana Heredia Romero, Cristoba Jiménez Gómez y María Jiménez Tarifa; y la quinta, varón: Manuel Martínez López. Por su contenido posiblemente tuviera como objetivo conocer el paradero de los maridos respectivos


Así mismo, se dispone de información acerca de un batallón de soldados ubicado en Zahara, en las cercanías de su casco urbano. Teniendo en cuenta que la zona del Estrecho fue objeto vigilancia durante los años de la Segunda Guerra Mundial ante el riesgo de un desembarco aliado, la construcción de caminos y búnkeres resultó importante, utilizando como mano de obra soldados que en su mayoría cumplían castigo por haber sido miembros del ejército republicano. Precisamente en varios puntos de los municipios de Algeciras, Los Barrios y Tarifa estuvo entre 1940 y 1941 destinado Manuel Callado Sánchez. 



Durante el coloquio que se abrió al final salieron más cosas al calor de las distintas opiniones. Se mencionó algún nombre más, como el de Juan "el Largo", de quien se dijo que estuvo detenido e incluso llegó a ser herido. Se preguntó sobre el nombre de quienes fueron los represores. Se reiteró acerca del miedo que atenazó a buena parte de la población, en especial la del bando derrotado, y cómo aún perdura en mucha gente a la hora de referirse a los hechos. Hubo quien reconoció a un familiar entre los tantos nombres de personas que se presentaron, aportando algún dato sobre su pertenencia al partido comunista. 

(Imágenes: Agustín Conejo y Felisa Rico)         

miércoles, 20 de septiembre de 2017

Detenciones en Catalunya: un salto cualitativo

Lo que está ocurriendo desde esta mañana en Catalunya supone un salto cualitativo: la detención de al menos 14 personas, altos cargos de la Generalitat, relacionadas con la organización del 1-O. Son medidas excepcionales que apuntan en la práctica a un estado de excepción, donde los derechos fundamentales se ven vulnerados. Se unen a lo realizado días antes, que ayer tuvo como nuevo paso la comparecencia del primer alcalde ante la fiscalía y hoy, además, requisas de material y registros de sedes de la CUP. Lo político desde hace unos días se está amenazando con lo penal y desde hoy se está reprimiendo con lo policial y en ello, con detenciones. Mal asunto. Urge, pues, protestar, denunciar, movilizarse. 

martes, 19 de septiembre de 2017

El jueves, en Zahara de los Atunes, participaré en una conferencia sobre la represión habida tras el golpe militar en 1936

Hace un par de meses me sugirieron intervenir en Zahara de los Atunes acerca de la represión habida tras el golpe militar de 1936. Fue una idea de Agustín Conejo, hasta hace poco presidente de la Junta de la Entidad Local Menor, y que hace dos semanas se concretó en una Conferencia titulada "La represión en Zahara y Barbate tras el golpe militar de 1936". 

En ella participaré junto con mi amigo Abel Estudillo Bernal, un entusiasta investigador de lo ocurrido durante esos años en Vejer, Barbate y Zahara de los Atunes, después de haber indagado en sus archivos municipales y haber mantenido entrevistas muy interesantes con personas que vivieron esos años o familiares de algunas víctimas. 


El grueso de las disertaciones se va a basar en lo que ya expusimos en noviembre pasado dentro del ciclo Aula Itinerante de la Memoria Histórica y Democrática. En esta ocasión voy a introducir parte de la información que he recogido este verano en el Archivo Municipal de Barbate y algunas modificaciones que he realizado como resultado de dicho trabajo. Y, por supuesto, haremos mayor hincapié en aspectos que tengan que ver con Zahara de los Atunes, siempre dentro de las limitaciones existentes a la hora de disponer de información suficiente. 


Espero que el acto resulte de interés.      

domingo, 17 de septiembre de 2017

El PSOE y la sensación de ser el mamporrero del gobierno

Se acerca el aniversario de la defenestración de Pedro Sánchez como secretario general del PSOE para dejar vía libre a la formación del gobierno del PP. Estos días, en plena crisis catalana/española, el propio Sánchez, flamante triunfador en mayo pasado de las primarias, ha repetido en varias ocasiones que está con el gobierno en la defensa de la Constitución. Resulta evidente que el PSOE, con Sánchez o sin él, se mantiene como segunda pata del sistema. Y de paso, con el PP en el gobierno. Este partido desde que hace casi seis años que instaló en él no ha parado de hacer de las suyas. Mediante leyes retrógradas, que es lo que le gusta, y mediante chanchullos, que es su modus operandi para obtener fondos, repartir favores y permitir que alguien se lo lleve fresquito para su bolsillo. Por lo que estamos viendo, da la sensación de que el PSOE es el mamporrero del gobierno. Y así nos va.  

sábado, 16 de septiembre de 2017

Sobreseída la causa contra Juan Clavero, víctima de una trampa

El juez de Ubrique ha sobreseído la causa abierta contra Juan Clavero, conocido líder ecologista gaditano que hace unas semanas fue detenido con la acusación de llevar droga en su vehículo. El auto judicial que ha dictado el juez instructor resulta muy claro en una de sus conclusiones, pues abre la posibilidad de "ser víctima de actuaciones malintencionadas por parte de terceros  que pretenden alentar al mismo de sus actividades habituales, involucrándolo en un delito del que no existe indicio alguno que permita conducir a su imputación". No falta una alusión a la actividad que Clavero, junto con Ecologistas en Acción, está llevando a cabo denunciando la ocupación de espacios públicos por parte de propietario privados, por lo que se dice que "estamos ante un posible modo de tratar de menoscabar el nombre, la reputación y las actividades del denunciado". Así mismo, se hace una referencia a la persona que pudo introducir la droga en el vehículo de Clavero, del que existen evidencias físicas para su identificación, lo que podría abrir nuevas vías en la investigación. 


(Imagen: lamarea.com)

jueves, 14 de septiembre de 2017

¡Vaya, vaya con la legalidad!

El otro día llegaron las amenazas. De cárcel, de multas, de inhabilitaciones... Con ellas, el miedo. Mayor, en el funcionariado, que se cuenta por muchos miles, como eslabón más débil por miedo a perder el puesto de trabajo. Y todo, al decir de quienes detentan los poderes del estado, en  nombre de la ley. La ley, presentada como sinónimo de democracia. Un recurso, el de la legalidad, que ya fue usado por los cerebros del tardofranquismo para transitar de la dictadura a lo que vino de después. De la ley a la ley, decían. Un problema que tuvieron los golpistas del 36 y que, al no tener argumentos "legales", pues se los inventaron. Una tradición centenaria de profesionales de la abogacía que no han cesado en su quehacer de trabajar para que los pilares del sistema sigan en las mismas manos desde hace dos siglos. Gobierno, Tribunal Constitucional, Fiscalía General... Ésta ya ha empezado a dar órdenes: a Guardia Civil, a Mossos... Registros en imprentas, búsqueda de urnas, cierre páginas electrónicas, prohibición de uso de espacios públicos para el 1-O, comparecencia de alcaldes bajo amenaza de detención para quien desobedezca... Hasta un juez, amante del águila imperial, se ha atrevido a impedir en Madrid que se le celebre un acto político de apoyo al referéndum. Y todo en nombre de la legalidad. ¡Vaya, vaya! 

lunes, 11 de septiembre de 2017

Desastres naturales y valor de las vidas humanas

Estos últimos días me han llegado varios mensajes sobre los huracanes que están devastando los territorios del Caribe y el contraste existente entre Cuba y EEUU. 

Desde finales del mes de agosto esta región se convierte en una fábrica de inclemencias meteorológicas, en las que los huracanes se erigen en serias amenazas. La destrucción llega a tal extremo, que viviendas y todo tipo de infraestructuras son arrasadas, poniendo en peligro las vidas humanas. El último de los huracanes, conocido como Irma, ha alcanzado unos niveles de fuerza inusitados. Si dimensión y el que haya sido precedido de otro han vuelto a poner sobre aviso sobre la realidad del cambio climático, el consiguiente calentamiento del planeta y la acción humana.  

En todo caso, lo que ocurre cada año es un tributo demasiado caro como para dejarlo a la improvisación. A no ser que la irresponsabilidad de quienes gobiernan los países afectados dejen que cada año pasen los huracanes como si fueran plagas divinas sobre las que poco o nada hay que hacer. Y en estas ocasiones cada gobierno se retrata. Ocurre con los países más pobres, faltos de recursos y con gobernantes a su nivel. También con los ricos, como lo son EEUU y su semicolonia Puerto Rico, que cada año repiten en improvisación y clasismo, con secuelas muy graves, incluidas vidas humanas, donde las gentes más humildes sufre lo peor. Pero Cuba es diferente. En este país se minimizan en lo posible los daños, que siempre son cuantiosos, y se minimiza en especial lo relativo a las vidas humanas. Este año, en los dos huracanes que se han sucedido, no han tenido ninguna víctima mortal, al contrario de lo habido en los otros países. 

Y es que Cuba se ha dotado de un sistema donde la prevención y la solidaridad se encuentran en el centro de las actuaciones. Nucleado en torno a la Defensa Civil Cubana, el sistema puesto en marcha dispone de una maquinaria humana que abarca a gobernantes, todo tipo de instituciones públicas y el conjunto de la población. Cada vez que llega la amenaza, la movilización humana que le sigue se convierte en una obra de eficacia y solidaridad. Muy distinto todo de ese sálvese quien pueda que reina en el vecino del norte, rico por demás, campeón en las emisiones de gases contaminantes y paraíso del capitalismo más salvaje.       

viernes, 8 de septiembre de 2017

Imperialismo, terrorismo... o cómo evitar mirar para otro lado

La lectura de los análisis que hace Nazanín Armanian en su blog Punto y seguido, pese a su crudeza y, por tanto, enorme carga dramática, permite disponer de una información valiosísima sobre la realidad existente en los países que conforman Oriente Próximo y Oriente Medio. Permite entender los sucesivos y simultáneos conflictos sangrientos que se desarrollan en ese ámbito, el papel que juegan las potencias regionales (Arabia Saudí, Irán, Turquía e Israel), la presencia de Rusia y, por supuesto, la de EEUU y sus aliados europeos, especialmente Reino Unido y Francia.

Ayer apareció en Público un nuevo artículo suyo, "¿Por qué Arabia Saudí utiliza el terrorismo 'yihadista' en Europa?", que no tiene desperdicio. Redunda en cosas a las que ya se ha referido en otros anteriores, sobre todo cuando retrocede a finales de los años setenta, todavía en el contexto de la Guerra Fría y la lucha de EEUU contra el comunismo. Intenta con ello dar luz a una realidad que en muchos aspectos hemos heredado y que se puede recoger como metáfora en la frase "de aquellos polvos vienen estos lodos". 

El terrorismo 'yihafista' tiene causas, orígenes, responsables, financiadores y ejecutores. Y por lo que nos ofrece Armanian en sus análisis, no resulta difícil desentrañarlo, salvo que queramos seguir mirando para otro lado.   

jueves, 7 de septiembre de 2017

Catalunya: en el inicio de una revolución política

Lo ocurrido ayer en la sesión del Parlament de Catalunya me ha retrotraído, salvando ciertos aspectos, a la Francia de 1789. El escenario: la cámara legislativa catalana. Para una parte, sede de la soberanía catalana; para la otra, supeditada a una soberanía superior, la española. Estamos ante una revolución política. Y ante ella no caben legalidades, porque cada parte echa mano de la propia. Legalidades que luego se convierten en legitimidades. Así ocurre en todas las revoluciones. Otra cosa es el desenlace. La reacción de la vicepresidenta del gobierno fue muy dura. En las palabras, en el tono y en las advertencias. Falta la fuerza, si es que se emplea. Al tiempo. 

sábado, 2 de septiembre de 2017

Mentiras, infundios, montajes... en torno al atentado de Barcelona

Hace tres días El Periódico de Catalunya lanzó un bombazo informativo que iba dirigido contra la cúpula de los Mossos d'Esquadra: su responsabilidad en no haber prestado atención a una información enviada en el pasado mes de mayo desde la CIA en la que se alertaba de un atentado en Las Ramblas de Barcelona. 

De inmediato prácticamente todos los medios del sistema se hicieron eco de la noticia y sus profesionales de la tertulia no pararon de darle vueltas a la cosa y, sobre todo, lanzándose a la yugular de la Generalitat, la cúpula de los Mossos y el procès catalán. Con anterioridad ya se habían lanzado otros infundios (lo de los bolardos, lo de la explosión en Alcanar, lo del imam de Ripoll...), pero no habían cuajado por inconsistentes y zafios. Y encima, permitiendo que el Mayor de los Mossos se convirtiera en la figura de las investigaciones por lo que transmitía en sus intervenciones. 

Desde el primer momento Wikileaks, a través del mismísimo Julian Assange, respondió que esa información tenía demasiadas dudas, tachándola de falsa: por la tipografía, el estilo, las incorrecciones en el uso de determinados nombres... Sólo Público, que fue el primero que se hizo eco de lo que escribió Assange, y el presentador de Las Mañanas de Cuatro mantuvieron el tipo, buscando contrastar la noticia e indagar sobre ello. 

La respuesta del conseller de Interior catalán y del Mayor de los Mossos se basó en la existencia de un montaje, invocando implícitamente a la cúpula de la seguridad del estado y argumentando la escasa credibilidad de la información de mayo por el contraste entre las fuerzas policiales y las dudas sobre su origen. La mención a El Periódico provocó, por otro lado, una defensa corporativa inusitada. 

Mientras tanto, el director del citado medio empezó a matizar la cosa, pasando de la CIA a la Agencia Antiterrorista de EEUU, diciendo que los defectos de su noticia se debían a haberse trascrito del original y, ayer mismo, publicando el original. 

Y en todo momento, el gobierno callado, Interior callado. Sólo portavoces de sindicatos policiales del estado corroborando la responsabilidad de la Generalitat y el secretario de Organización del PP echando balones fuera.

Leer esta mañana las portadas de los medios del sistema en las ediciones digitales resulta muy ilustrativo: en casi todos ha desaparecido la mención al supuesto escándalo. Menos Público, que ha publicado un artículo titulado "Los nueve interrogantes que nadie responde sobre la alerta de atentado a los Mossos"